Dicotomía en el diseño

cultura bipolar

Hace unos días platicando con unos amigos me comentaban sobre los apasionados debates, que puedes sostener con otros diseñadores a la hora de cuestionarse si el trabajar para “X” empresa, la cual vende productos dañinos para la salud, es bueno o malo. Sólo por dar un ejemplo lanzo la siguiente trillada pregunta que tantos diseñadores no llegamos a hacer: ¿Diseñar para empresa tabacaleras es bueno o malo?

Primeramente en el momento en que encasillamos nuestra postura de manera bipolar (bueno y malo) estamos, de inicio, viendo las cosas en blanco y negro, olvidándonos completamente que la vida tiene matices y son realmente esos matices los que le dan significado a las cosas. Muchos podrán sostener el siguiente discurso (algunos fuertemente sustentando, pero la mayoría de las veces no):

Yo no diseño para empresas de cigarros porque es como si contribuyera a matar a la gente, es cuestión de ética.

Si nos ponemos en este plan, creo que hasta diseñar para una empresa de refrescos, dulces, botanas, embutidos, revista amarillista, o para una novela de TV Azteca podría ser visto como una forma de matar o retrasar la mente de la gente. Estos productos al igual que el cigarro producen alguna especie de daño a la sociedad.

tv azteca me retrasa

Si nos ponemos así de estrictos, casi puedo afirmar que cualquier cosa que tenga que ver con negocios no es ético, y menos en esta época moderna en donde la política y la economía están por arriba del bienestar del ser humano y de la naturaleza. Todavía los “valores” de una sociedad victoriana nos rigen actualmente, entonces obviamente decir: “Yo no diseño para cerveceras o tabacaleras porque estoy contribuyendo a matar a la gente”, se vuelve más en un argumento de moral que de ética. La moral es seguir las reglas, y la ética es cuestionarse, preocuparse por el ser humano y su entorno, obviamente es más fácil vivir bajo la moral; solamente haces lo que te dicen los políticos y la constitución y ya la libraste.

Diseñar para “X” o “Y” compañía va depender mucho de las circunstancias en las que nos encontremos, y no podemos andar juzgando a la gente cuando realmente no sabemos porqué tomaron ese camino. No se debería andar crucificando a diseñadores basándonos en argumentos moralistas disfrazados de supuesta ética.

Ya para concluir sólo les contaré que en una ocasión en una ferretería el vendedor me estaba mostrando un rifle de postas (de esos para practicar en los campos de tiro), en eso llega una señora a comprar no sé qué cosa, pero inmediatamente con cara de susto nos tachó de viles asesinos. El señor de la ferretería le contesto:

Ay señora pues si agarra una maceta y se la avienta en la cabeza una persona también se convierte en un arma y no por eso vamos a decirle asesinos a los jardineros.

maceta

En fin, estos temas siempre serán controversiales, esto sólo es mi humilde opinión en la que exhorto a ser tolerantes en las decisiones que toman los demás, ya si Pentagram decide no hacer trabajos para tabacaleras, pues sus razones muy personales deben tener.

Saludos!

zp8497586rq
zp8497586rq

Author: Seth

Share This Post On