Diseño de interacción de una tarjeta navideña

'Tarjeta

Este post lo tengo guardado desde la navidad del año pasado. Resultó que me entraron las prisas y la nota se quedó como borrador todo este tiempo, así que antes de que pase la navidad y esto quede fuera de contexto, les comparto el proceso de una tarjeta navideña que me tocó hacer para los clientes de la empresa (cosa que año con año se les da como parte del “kit de fin de año”). Ya ven que en estas fechas esta clase de “detalles” están a la orden del día y en su momento no me salvé y se me fue encargada dicha encomienda. He aquí lo que hice.

El proceso

De inicio, eso de hacer la postal o tarjeta de navidad y de fin de año no me emocionaba mucho, así que no pensaba complicarme la existencia, sobre todo por el poco tiempo que tenía. Los puntos iniciales para el diseño eran:

  • Una foto de fondo. Acá en la empresa, las fotos antropológicas son muy comunes, es decir fotos de gente haciendo cosas cotidianas
  • Utilizar nuestra línea de diseño. Color naranja, gris, negro, misma tipografía
  • Un insight, frase o quote así súper intenso, y sobre todo, a tono con estas fechas navideñas.

¿Qué pasó después? Pues esta clásica postal jamás pudo ser concretada. De entrada no encontré una foto que me gustara. Segundo, la frases, quotes e insights no daban el ancho como para por si solos sostener la postal. Finalmente deseché esta idea y decidí abordar otra iniciativa. Quería hacer una postal que pudiera doblarse y formar un origami, aplicar diseño de interacción, como alguna vez lo hice en alguna de mis clases de la universidad con una actividad muy similar. Con esto mi idea de hacer algo sencillo sin complicarme también salió valiendo, sin embargo sería un reto más interesante.

'Pruebas

El origami que abordé fue un avión: es sencillo y divertido en entornos de oficina. Debido al poco tiempo, no me podía detener a tratar de crear un nuevo diseño de avión. Aquí el reto recaía en mostrar en un papel un instructivo que se auto explicara para su armado correcto, para esto NO debía ser el clásico avión, debía ser un diseño de avión no muy conocido para que despertase mayor curiosidad. Una de las razones por las cuales uno se anima a armar un avión de papel es el hecho de querer hacer que vuele y que vuele bastante bien. Suficiente para que la tarjeta sea algo curioso y más interactivo.

El avión lo probé con casi un 50% de mis compañeros de trabajo, en cada prueba logré reparar errores en la forma de doblado de éste, lo cual fue bastante interesante. En este tipo de actividades la retroalimentación del usuario fue de lo más importante. No quería tener respuestas de clientes con comentarios de: “Hay el avión está muy difícil”, “No vuela, que fraude” y cosas así.

'Más

Finalmente el resultado fue bastante bueno, el avión lo puede armar una persona promedio, llámese promedio como aquel que sí acepta el reto de armar un origami y que se tomará un minuto para armarlo. El tarjeta se metió en su bolsa de celofán y lista para ser entregada.

El resultado final

'Resultado

Esta fue mi “postal”, un diseño que hace que la persona lea, doble, piense y se divierta interactuando con un elemento tan sencillo como un avioncito de papel.

¡Saludos! Y felices fiestas a todos.

Nota: El día de hoy publicaron la tarjeta navideña 2008 de insitum, me gustó el trabajo que hizo Paty y Noris, les paso el link, el tema: ¿Santa Claus existe realmente?.

zp8497586rq

Author: Seth

Share This Post On